Los hermanos Espinosa sueñan con ir a la prueba en Nueva York, en noviembre



Gabriela Espinosa compitió en su primera carrera atlética cuando tenía 15 años a pesar de tener parálisis cerebral. Fue en una edición de la Últimas Noticias 15K.

Desde entonces, siempre acompañando a su hermano Roberto, ha participado de varias actividades deportivas en distintas disciplinas: natación, atletismo, ciclismo… Para ella, la vida es una aventura.

El pasado 26 de abril cumplió 30 años, pero su historia de trabajo y superación comenzó desde el día de su nacimiento. Una extraña asfixia provocó una parálisis cerebral que condicionó su movilidad.

Así lo confirmó Roberto. Ambos compartieron una charla digital mediante la plataforma Zoom. En ella expusieron algunas anécdotas, entre ellas, la vez que completaron el Ironman 70.3 en Manta en julio del 2017.

De acuerdo con su testimonio, el diagnóstico lejos de atemorizar a los padres, los impulsó a trabajar en equipo para asegurar que la vida de Gaby sea lo más normal posible. La apoyaron en sus terapias físicas y de lenguaje, así como en varios momentos de su vida.

Gracias a ello, Gabriela logró vencer muchos retos: se graduó del colegio, asistió a la universidad; hoy práctica danza y también pinta. Incluso pudo exponer sus trabajos con Sensibilizarte.

Una de las cosas que más la apasiona es el deporte. Luego de competir en la tradicional carrera de Últimas Noticias 15K, hizo lo mismo en la Ruta de las Iglesias. Una mañana, de improvisto, Roberto le propuso competir en el
triatlón de Manta.

Al principio ella tuvo un poco de incertidumbre. Sin embargo, los 2 km de natación, 21 km de atletismo y los 90 km de ciclismo no la atemorizaron. Con esfuerzo y mucha disciplina, ambos se prepararon para afrontar ese desafío.
En la competición, él la llevó en un bote tipo kayak mientras cruzaba a nado por el océano Pacífico. Luego recorrieron los 90 km en pista con una bicicleta especial, para finalmente culminar con él empujándola en una silla.

La charla estuvo acompañada con imágenes que registraron la felicidad de la familia. Ahora, ambos tienen la mira en un nuevo reto: correr la media maratón de Nueva York en noviembre del 2020.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *