EE. UU. ya no es el mayor socio comercial de Suramérica | Economía



Al tiempo que Estados Unidos, fue perdiendo su liderazgo mundial en material comercial, la mayor parte de los países suramericanos cambio el rumbo de sus principales negocios hacia el mercado chino.

Únicamente Colombia, Ecuador y Venezuela, mantienen como su socio principal para el comercio, a los Estados Unidos.

Para el 2018, China ya había acaparado en gran forma los mercados de 128 de los 190 países, constituyéndose como su más importante receptor de mercancías. Al comenzar el presente siglo, EE. UU. ejercía el dominio en el 80 % de dichos mercados, reduciéndose a un 30%, en la actualidad. Ese es el análisis realizado por el Instituto Lowy de Australia, y la firma de análisis de datos VisualCapitalist, en Nueva York, con base en cifras de los flujos de comercio mundial, recogidas por el FMI.

Bolivia fue el primer país en la subregión en entrar en contacto comercial con China. Aún en el 2006, Estados Unidos mantenía su supremacía, cuando Argentina inicio la exploración del gran mercado asiático. Para el 2009 Chile y Brasil siguieron la misma ruta. Seis años después Paraguay, Uruguay y Perú navegaban por las mismas aguas.

Hoy Estados Unidos mantiene su influencia comercial en Canadá, México, Centroamérica y el Caribe, además de los tres suramericanos mencionados. En apenas 5 años (2014-2018), las exportaciones del Cono Sur (Brasil, Chile y Argentina) hacia el mercado chino saltaron de US$78.300 millones a US$108.600 millones, en tanto que las importaciones desde China pasaron de más de US$$55.000 a US$58.000, arrojando un superávit para estos países.

Perú, el último en afianzarse en dicho mercado, cerró el 2018 con exportaciones del orden de US$8.100 millones e importaciones por valor de US$15.200.

(El oscuro legado que dejará China en Latinoamérica, según EE. UU.)

EL BAJÓN DE EE. UU.

Durante el periodo analizado, Estados Unidos muestra una contracción del comercio con Suramérica, aunque con un saldo positivo mucho más favorable que hace cinco años. En el 2014 las ventas a la región sumaron US$125.000 millones, cayendo a US$107 millones en el 2018. Por su parte las importaciones de productos suramericanos bajaron de cerca de US$113.000 millones a US$90.000 millones.

(Las ventas a EE. UU. y China, afectadas por guerra comercial)

Según el Departamento de Comercio estadounidense, en el periodo descrito, las importaciones se mantuvieron estables en lo que respecta a Brasil y Chile, aumentaron para Chile y Perú, y sufrieron una fuerte caída para Colombia y Venezuela; para Colombia en más de US$4.500 millones, y para Venezuela, en US$17.000 millones.

En lo que respecta a las exportaciones de EE. UU., las mismas disminuyeron hacia todos los países de la subregión. De manera mas marcada con Colombia (en US$5.000 millones), Brasil (US$2.800 millones) y Ecuador (US$2.300 millones).

(Ante los ojos de EE. UU. crece la inversión china en Colombia)

COLOMBO-CHINO

Dentro de las exportaciones totales colombianas, las ventas al mercado chino siguen presentando una participación baja en relación con otros mercados.

Colombia paso de exportar globalmente un valor de US$64.000 millones (en el 2014) a US$50.800 millones en el 2018, según las cifras del FMI. En el mismo periodo las ventas colombianas al mercado chino pasaron de US$5.755 millones a US$3.578 millones.

(China termina el 2019 golpeada por la guerra comercial)

No obstante, se reflejan notorias inconsistencias, pues según la misma fuente, China reportó compras por US$7.459 millones y US$5.859 millones, para las mismas fechas. En cuanto a las importaciones desde China, Colombia registra montos de US$11.790 millones (2014) y US$10.544 millones (2018).

Germán Duque Ayala
Miami

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *