Apertura del Teatro Pigoanza en la ciudad de Neiva – Otras Ciudades – Colombia



Las temporadas de cine, danza, jazz y opera volvieron a la ciudad de Neiva con la apertura del Teatro Pigoanza, un icono de la cultura del departamento del Huila que por años estuvo abandonado y cerrado por su deterioro avanzado.

La edificación, que lleva el nombre del cacique Pigoanza, una de las figuras indígenas prehispánicas más recordadas en el territorio huilense, en el pasado fue escenario de buenas obras de teatro y hasta de cine con cintas de acción mexicana.

Su recuperación es total y tiene otra cara con una inversión de 3.000 millones de pesos aportados por la Gobernación del Huila.”Esta joya arquitectónica reabre sus puertas a las artes, la danza, música y el teatro, su recuperación es total y engrandece la cultura del departamento”, afirmó el gobernador Carlos Julio González.

La historia del Pigoanza se remonta a 1966 cuando fue construido frente a la gobernación del Huila con diseños del arquitecto Eduardo Hakim y desde entonces ese escenario de la cultura se metió en el corazón de los habitantes de la zona.

Atrás quedó la vieja construcción llena de recuerdos.Ya cuenta con sala VIP, silletería nueva, iluminación completa, aire acondicionado, ambientación sostenible y acústica moderna a la par de los mejores teatros del país.

El techo, cielo raso y paredes a punto de derrumbarse fueron recuperados y también estrena pisos, tarima central y hasta telón de fondo.

Otras ventajas son su cómodo ingreso, lobby, el llamativo sistema de luces robóticas, la moderna proyección de cine, camerinos amplios y una sala anexa para 30 personas.

En temas de seguridad queda dotado con sistemas contra incendios.

En Neiva no olvidan que el día de su apertura en 1970 todos disfrutaron la proyección de películas como El Lago de los Cisnes y Donde las Águilas se Atreven.

En su sala de cine muchos conocieron la historia de María, la novela del maestro Jorge Isaac que, por la afluencia de público, se mantuvo en ese entonces por más de 2 meses en la sala del Pigoanza.

Las obras incluyen la remodelación de las paredes de todo el recinto, al igual que los baños, camerinos y espacios de acceso. Llama la atención su sistema moderno de sonido compuesto por consola digital, mezclador digital de 32 canales con amplificación, micrófonos y sistemas de altavoces .

La reapertura del teatro fue todo un acontecimiento anoche en Neiva pues se hizo a lo grande con folclor, humor y lo mejor de a música del Huila y Colombia.

FABIO ARENAS
Para EL TIEMPO
IBAGUÉ

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *