Un documental de Netflix reveló la displicencia de Maradona con niños aficionados de Dorados de Sinaloa



El exastro del balompié argentino Diego Armando Maradona nuevamente fue noticia, al divulgarse en redes sociales un video en donde se observa al ‘Pelusa’ actuar de manera displicente con niños identificados con los colores del Dorados de Sinaloa de México. 

En su faceta como entrenador, Maradona llegó al conjunto mexicano en la temporada 2018 en donde cumplió con una regular campaña que incluso iluisionó a la afición del club de Sinaloa con un hipotético ascenso a la Liga MX que le fue esquivo al perder en la final ante Atlético San Luis. 

De acuerdo con el portal mexicano Bolavip, la campaña cumplida por Maradona consiguió el afecto y cariño de la afición. Sin embargo, el portal publicó un video, que forma parte de un documental de Netflix en el cual Maradona presenta una actitud que deja mucho que desear, y aquel cariño hacia Maradona, ahora genera bronca en la afición del ‘Gran Pez’.

En aquel video -señala el portal BolaVip- se puede ver a Maradona acercándose a la grada del Banorte, la casa del ‘Gran Pez’, para entregarles autógrafos a los pequeños fanáticos agolpados contra la reja. “¡Diego! ¡Diego! ¡Maradona! ¡Maradona!”, gritan los jóvenes ilusionados por conseguir una firma de la figura de la que tanto les hablaron sus padres durante años.

Pero Maradona reaccionó de mala manera, se enojó y dejó mucho que desear al soltar de golpe la siguiente frase: “Escúchenme una cosa. Si siguen gritando, me voy a la mierda. ¿Okey? Yo estoy acá respetándolos a ustedes, ustedes respétenme a mí. La próxima vez, me voy. No tengo ningún problema”.

Diego Maradona tuvo que esperar 20 años para dirigir a Gimnasia y Esgrima de La Plata equipo con el cual consiguió el pasado domingo 8 de diciembre, la primera victoria en condición de local después de siete meses en la Superliga argentina, en una tarde de domingo en la que celebró con euforia y sufrió un fuerte tropezón al borde del campo de juego.

Gimnasia, que lucha por no descender, consiguió tres puntos valiosos al superar por 2-1 a Central Córdoba de Santiago del Estero, rival directo en la tabla de los promedios, en la que el ‘Lobo’ continúa en el fondo pero ahora con menor distancia respecto de quienes están por encima.

Fiel a su estilo, Maradona siguió con atención el partido, reclamó airadamente al árbitro cada vez que entendió que debía sancionarse una falta para su equipo, y gritó con euforia el gol del empate parcial.

Mientras saludaba a sus jugadores, y entre lágrimas, el astro declaró que “ los muchachos estaban convencidos de que en el segundo tiempo lo daban vuelta. Yo estaba tranquilo. Estos pibes trabajan de verdad. No vinimos de verano a conocer La Plata, vinimos acá a trabajar. Rompimos el maleficio en esta cancha hija de p… ”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *