Candidatos amenazados en Córdoba – Otras Ciudades – Colombia



En máxima alerta se declararon las autoridades en Córdoba, tras denuncias hechas por cinco candidatos a las elecciones regionales en Córdoba, quienes han declarado ser víctimas de advertencias temerarias, unos por supuestos grupos al margen de la ley a través de panfletos, otros por las especulaciones en su contra por las redes sociales.

El primero en advertir el riesgo en su contra, de su familia y de su equipo de trabajo fue el aspirante a la Gobernación de Córdoba, Orlando Benítez Mora, quien está avalado por el Partido Liberal.

Benítez, quien en el pasado fue víctima de la violencia impuesta por los paramilitares que asesinaron a su padre mientras ejercía como diputado de ese departamento, ha sido tomado como caballito de batalla por parte de un grupo de personas contrarias a su campaña que, a través de redes sociales, han estigmatizado su nombre con fotomontajes que lo tildan de guerrillero y paramilitar.

“Primero hicieron un fotomontaje en el que me vestían de guerrillero lanzando acusaciones de que yo era el candidato de las Farc, cuando en realidad ese grupo político no me está apoyando”, dijo Benítez.

Luego circuló un video de una supuesta periodista que se autodenomina la ‘Polla’, quien acusa a Benítez de ser el candidato del paramilitarismo.

“Es absurdo pensar que yo pueda aliarme con fuerzas oscuras que asesinaron a mi padre para que respalden mi campaña; pero mi preocupación es porque esos señalamientos ya han dejado víctimas recientes como la aspirante a la Alcaldía de Suarez, Cauca, Karina García Sierra”, advirtió el candidato liberal.

Los temores de Benítez llegaron a oídos del director del Partido Liberal el expresidente César Gaviria, quien pidió aumento de seguridad para su candidato y acusó a dos twitteros cordobeses de ser los responsables de las falsas acusaciones.

El primero en advertir el riesgo en su contra, de su familia y de su equipo de trabajo fue el aspirante a la Gobernación de Córdoba Orlando Benítez Mora,

Foto:

Gudilfredo Avendaño

Desde la semana pasada, el gobierno, a través de la Unidad Nacional de Protección, reforzó la seguridad del político con carro y escoltas para sus recorridos por el departamento.

Carlos Gómez Espitia, también aspirante a la Gobernación de Córdoba por el partido Centro Democrático, fue mencionado en un panfleto que circuló en varios municipios de ese departamento y en el que es declarado “objetivo militar” de las Farc, un supuesto grupo armado que se habría conformado con desmovilizados de la antigua guerrilla.

En el panfleto, además de Gómez, son amenazados todos los aspirantes a distintas corporaciones en Córdoba que pertenecen al Centro Democrático.

Incluso, una valla del político en Montelíbano, sur de Córdoba, fue pintada con grafitis en los que lo acusan de paramilitarismo y consignas de las Farc.

A través de redes sociales, Carlos Gómez, denunció las amenazas y pidió garantías de protección para continuar ejerciendo su campaña política.

También en el municipio de Montelíbano, donde grupos ilegales de distintas vertientes se disputan el poderío local para el negocio de la droga, fue amenazado el candidato a la alcaldía por el Partido Liberal Gabriel Calle.

La denuncia formal fue hecha ante la Fiscalía, pues no es la primera vez que le advierten el peligro que corre su vida ante la insistencia de aspirar al primer cargo del municipio.

Del mismo modo, los concejales Leonardo José Callejas Pérez, del Partido Opción Ciudadana, y Aristóbulo Ricardo Ochoa, del Movimiento Alternativo Indígena y Social, Mais, quienes aspiran a hacerse reelegir en el municipio de Puerto Libertador, fueron amenazados a través de un panfleto.

El comandante de la Policía en Córdoba, coronel Jairo Baquero, dijo que dichas amenazas ya están siendo analizadas por expertos de inteligencia policial, por lo que no descarta ni confirma la veracidad de dicho documento. Sin embargo, también fueron tomadas medidas de protección para los recorridos de los candidatos.

“Por este motivo es importante el tema de seguridad, razón por la cual el despliegue tanto de la Gobernación, las alcaldías, la Policía y el Ejército Nacional está dirigido a esas zonas para neutralizar cualquier intención de grupos criminales que quieran constreñir las elecciones o condicionar el voto libre de los ciudadanos”, sostuvo el oficial.

En la alerta 035-19, emitida por la Defensoría del Pueblo sobre el Riesgo Electoral fueron decretados en riesgo extremo los municipios de Tierralta, San José de Uré, Montelíbano y Puerto Libertador. Mientras que otras localidades como La Apartada, Planeta Rica, Ayapel Buenavista, Canalete, Moñitos, San Antero, Los Córdobas y Montería, permanecen en riesgo alto.

“Esto ha llevado a un aumento del pie de fuerza allí y adicionalmente a desarrollar algunas actividades especiales para proteger las sedes de las campañas políticas y a nuestros candidatos”, concluyó Baquero.

GUDILFREDO AVENDAÑO
ESPECIAL PARA EL TIEMPO
MONTERÍA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *