Procuraduría y Fiscalía difieren en caso de los hermanos Uribe Noguera – Delitos – Justicia



Mientras que la Fiscalía pidió este martes la condena de los hermanos Catalina y Francisco Uribe Noguera por presunta obstrucción a la justicia, la Procuraduría le solicitó al juez la absolución.

La Fiscalía los llevó a juicio por los delitos de favorecimiento por encubrimiento en concurso con ocultamiento, alteración y destrucción de material probatorio por supuestas maniobras para favorecer a su hermano Rafael, condenado por el secuestro, violación y homicidio de Yuliana Samboní.

Durante los alegatos finales, la fiscal del caso señaló: “Aquí lo relevante es el conocimiento que la señora Catalina y el señor Francisco, coacusados, tuvieron del secuestro (…) y decidieron voluntariamente adelantar actos tendientes a que su hermano eluda la acción de las autoridades de Policía”.

La delegada de la Fiscalía sostuvo que Catalina y Francisco no tenían la obligación de denunciar a Rafael, teniendo en cuenta su grado de consanguinidad, pero a pesar de esto insistió en que ellos buscaron entorpecer la acción de la autoridad y la investigación, “no por no haber denunciado a su hermano o no suministrar información, sino por llevar a Rafael para ser internado en una clínica psiquiátrica, aprovechando el desconocimiento de la autoridad”.

No por no haber denunciado a su hermano o no suministrar información, sino por llevar a Rafael para ser internado en una clínica psiquiátrica, aprovechando el desconocimiento de la autoridad

Para la Fiscal, en ese momento “no había una emergencia vital en curso”, refiriéndose al estado de salud de Rafael y su traslado a un centro asistencial de Bogotá en donde finalmente fue capturado.

Por su parte, la Procuraduría solicitó la absolución de los procesados, recalcando que Francisco y Catalina no estaban obligados a decirles a las autoridades su lugar de ubicación. Añadió el Ministerio Público que en su concepto “sí resulta cierto que había una urgencia de salud en Rafael Uribe, que provenía de una mezcla de estupefacientes”, lo cual se puede comprobar con los informes de los investigadores.

El abogado de Francisco, Andrés Cadena, dijo que “no existió ningún comportamiento encaminado a obstruir la justicia”, por lo que pidió que se absuelva a los acusados, y señaló que Rafael “requería atención médica urgente por riesgo de muerte”.

Igualmente, cuestionó las evidencias de la Fiscalía señalando que la petición que esta le hizo a agencias de Estados Unidos que tuvieron acceso a los celulares de lo procesados “jamás fue para recuperar información sino para buscar pornografía” y que el ente acusador “confundió los conceptos de borrado y desinstalación”. Finalizó diciendo que ellos se han visto afectados por el caso y que a pesar de no incurrir en delitos han recibido amenazas.El próximo 26 de julio el juez decidirá si condena o absuelve a los hermanos.

JUSTICIA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *